Entre impunidad y abuso


La columna de hace dos domingos, titulada “Violencia institucionalizada”, generó muchas reacciones. Recibí varios correos y comentarios por la web de Últimas Noticias y por Twitter sobre lo expresado por mí en cuanto a los casos de Oswaldo Álvarez Paz, Zuloaga y el diputado Wilmer Azuaje.

Para muestra dos botones. Extraje los siguientes párrafos porque creo que nos permiten reflexionar. Coloco como firma las iniciales de los nombres de los lectores.

“De acuerdo a lo que vi y oí en los videos, lo cual es difícil de negar, la acusación que ellos hicieron es una tremenda irresponsabilidad. Cualquier acusación debe ser sustentadas con pruebas, de lo contrario es una injuria/calumnia/ofensa al honor de cualquier persona que debe castigarse. No se puede aceptar que una persona valida de su poder (económico, mediático, conexiones internacionales y combinaciones de éstas) en nombre de la libertad de opinar diga “lo que le dé” la gana (sin prueba alguna), sólo con el fin de causar daños a otros por simple oposición política. Si el Estado no actúa, caemos una vez más en la impunidad. No es la primera vez que el Sr. OAP dé este tipo de opinión de manera irresponsable…” (V.J)

“…Muchos delitos se cometen en La Hojilla diariamente y en los Papeles de Mandinga, pero como defienden a la clase dominante la ley se torna flexible. El mismo presidente Chávez comete cualquier cantidad de delitos por su lengua fértil en epítetos y declaraciones descalificadoras, pero no hay en Venezuela un Poder Judicial capaz de decidir objetivamente al respecto. En estos casos la ley es flexible y no hay lugar al enjuiciamiento. Por el contrario, si es un pendejo o un opositor como Azuaje, por cualquier desliz es sometido a juicio con todo el rigor de la ley y el Poder Judicial muestra una diligencia digna de mejores causas. Igual ocurre con los expedientes de Álvarez y Zuloaga…” (JBL)

De estos mensajes y otros similares interpreto que la sensación de impunidad le sigue causando mucho daño al país. No se trata de sancionar a quien haya infringido la ley, sino de la discrecionalidad con la que esta se aplica. Ayer las víctimas de los abusos judiciales fueron unos, hoy son otros. Ojalá que mañana lo que prevalezca sea lo justo.

NOTA: La imagen es parte del famoso decreto que disolvió los poderes en el golpe del 11A. Siguen las heridas abiertas…

Acerca de politikomreal (546 Artículos)
Somos periodistas, venezolanos, apasionados por la información. Nos encuentras en @PolitikomReal y en @LuzmelyReyes

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s