La crisis venezolana apenas asoma la nariz


Durante la semana pasada, diez cancilleres de los países de Unasur se reunieron con distintos actores de la vida venezolana para explorar si había condiciones para un diálogo entre oposición y gobierno. Al final de su visita de dos días, con una agenda ampliada, emitieron un comunicado. Su sola lectura invita a explorar qué ocurrió tras bastidores.

En el encuentro con miembros de la Mesa de la Unidad Democrática- estuvieron presentes AD, PJ, Voluntad Popular, entre otros- se le insistió a los visitantes que la oposición no aceptaría a Unasur como mediador y pidieron un tercero de buena fe.

Esto en razón de que todas las naciones de este grupo tienen intereses económicos con el gobierno venezolano.

Sin embargo, asistentes a esta conversación, que se extendió por más de dos horas, tuvieron buenos comentarios sobre la receptividad de sus planteamientos. Exceptuaron al canciller argentino Hector Timerman.

La MUD exige que el tercero de buena fe ( nacional o internacional) sea escogido de mutuo acuerdo.

Por su parte, los miembros del Movimiento Estudiantil pidieron que en la reunión de ellos con Unasur no estuviera el canciller venezolano Elías Jaua.
Los estudiantes explicaron las razones de su protesta y denunciaron los excesos de la fuerza pública.

Además, los cancilleres escucharon a las organizaciones no gubernamentales de defensa de Derechos Humanos ( alineadas y no alineadas con el gobierno) cuyos representantes expusieron su visión de los hechos así como la documentación sobre los excesos de la fuerza pública y la actuación inadecuada del Estado ante las expresiones de protesta pacífica y frente a las actuaciones violentas de grupos de manifestantes.

Estos planteamientos deben haber tenido un fuerte impacto en los cancilleres, que si bien no compraron la tesis de una política de estado violatoria de los DDHH, ( Brasil se opuso a este supuesto) si advirtieron de la necesidad de atender con celeridad los casos de presunciones.

El canciller Jaua en una entrevista que le hizo Telesur asi lo confirma. Afirma que los cancilleres recomendaron: “Hay que velar por los derechos humanos, que en situaciones como éstas se pueden producir excesos y que los Gobiernos tienen que condenarlos y sancionarlos”.

El gobierno de Venezuela no pensó dos veces la propuesta de la jefa de la diplomacia colombiana Maria Angela Holguin y anunció la creación de una Comisión de Derechos Humanos, dependiente del Ejecutivo y a la cual tengan acceso todas las ongs.

De esta manera buscan atenuar los retrasos en la actuación de la Fiscalía y la Defensoría del Pueblo que no se dan abasto para atender tantas denuncias.

De hecho, desde la reunión de Ginebra, en la que asistieron la fiscal Luisa Ortega Díaz y la Defensora Gabriela Ramírez, ha habido un cambio en el tratamiento de la información. Ambas dejaron de pelear con los medios, y al menos en el caso de la Fiscal se ha enfocado más en su rol de funcionaria, no como parte de una parcialidad política.
Fueron Colombia y Paraguay los que propusieron a ampliar la agenda inicial que había organizado el gobierno venezolano para la visita de la misión.

El giro
La situación venezolana en el ámbito internacional parece entrar en otra etapa. Concluida la visita de Unasur, cuyo posición es de acompañamiento mas no de parte, Alemania condena la violación de DDHH en Venezuela, la Unión Europea pide fin de la violencia, el Vaticano muestra su disposición a intervenir si en algo puede ayudar y los voceros de Estados Unidos insisten en un mediador neutral.

Para algunos llama la atención que la Unasur, a diferencia del espaldarazo total que dio en abril de 2013 al presidente Nicolás Maduro, no se pronunciara a su favor esta vez.
De todas maneras, también dejaron claro que no tolerarían una ruptura del hilo constitucional (en advertencia a sectores de oposición que plantean esta vía).
Hay quien lo ve como un cambio sutil que se ha ido notando en los gobiernos de Ecuador y Brasil que no están muy satisfechos con el desempeño del gobierno venezolano.

Recordemos que hasta hace poco el canciller venezolanoJaua insultaba públicamente al secretario de Estado John Kerry, en una actuación que diplomáticos no le hallan parangón. Mientras Kerry y otros personeros del gobierno de EEUU se han ido reuniendo con Colombia y otros aliados para buscar opciones a lo que, entiendo, ven como un entrampamiento de las partes.
Pero además está la cuestión económica. En un reciente análisis de la agencia Reuters se afirma que Venezuela adeuda 2 mil 500 millones de dólares a empresas brasileñas y se reporta que el gobierno de Dilma Rouseff ha alentado a Maduro para que actúe de manera distinta frente a la crisis. En este mismo reporte se afirma que Rouseff está decepcionada de Maduro, aunque tampoco es que se alinea con la oposición.

¿Y entonces?
En cuanto al impacto de los encuentros de Unasur, el gobierno parece estar dispuesto a tener gestos con la oposición organizada en la MUD.
Dos de ellos serían la renovación total del Consejo Nacional Electoral, no solo de los cargos vencidos, entre ellos el de la rectora presidenta Tibisay Lucena, así como de los cargos vacantes en el Tribunal Supremo de Justicia.
Otra señalde buena fe que se le ha pedido es la liberación de los presos por razones políticas, entre ellos Iván Simonovis y Leopoldo López.
Por último, pero no menos importante, se le ha pedido a los voceros del gobierno, que bajen la retórica belicista y el tono para, más allá del discurso, demostrar que realmente existe intención de dialogar.

¿Lleva esto hacia alguna resolución del conflicto?
Aún es temprano para decirlo.

El gobierno de Maduro si bien ha logrado aglutinar las diferentes tendencias, grupos e intereses internos, debe convencer a los más duros de aceptar la intervención del tercero de buena fe en un eventual diálogo, que apunta a que sería la Iglesia Católica.

También le toca maniobrar porque faltan medidas por tomar en el ámbito económico. No todos ven bien el pragmatismo de Maduro de sentarse a “conciliar” con los empresarios afiliados a Fedecámaras. (Tal vez una de las reuniones menos dramáticas de Unasurfue la sostenida con la Comisión de la Verdad Económica, en donde el empresario Lorenzo Mendoza, propietario del Grupo Polar tiene gran peso).

Se mantiene la discusión sobre la necesidad de unificar el tipo de cambio, una vez que ya fue puesto en marcha el Sicad II, que es la apertura del mercado de divisas, luego de 10 años de estrictísimo control gubernamental.

No están convencidos todos los sectores del chavismo de liberar presos políticos, al contrario, hay quienes piden más y más castigos.

De lado de la oposición, agrupada en la MUD tampoco la situación es sencilla.
Lucen entre la espada y la pared frente a la división de sus votantes y de los partidos.

Unos que apoyan la propuesta de “Maduro veta ya”( con Voluntad Popular a la cabeza) y que si bien no es mayoría generan gran ruido, además de que se niegan a dejar las calles ( Bandera Roja sigue en la agitación) , y otros que aunque quieren salir de Maduro, prefieren la vía lenta ( encabezado por Primero Justicia). Es decir seguir con la agenda electoral para infringir derrotas al oficialismo, confiados en que los conflictos internos del chavismo y la crisis económica los debilitará.
Amén de otras diferencias, digamos, perpetuas entre otros partidos que hacen vida en la MUD.
No dialogar les podría restar influencia en el ámbito internacional. Pero su primer problema, por ahora, es atajar los “electrones libres” que están alterando el tablero.

En mi opinión gobierno y oposición están tratando de ganar tiempo para ver cómo se recompone el juego, pero soy de quienes creen que esta crisis apenas está emergiendo.

No perder de vista
Observo que otros factores poco claros se están moviendo y pueden tener algún impacto en la evolución de la crisis.

  •   La situación de Táchira es la más retadora. El pésimo desempeño del gobernador Vielma Mora ha sumido a ese estado andino en una crisis de largo aliento. Allí confluyen elementos irregulares que atentan contra el Estado, pero además se suma la situación del alcalde de San Cristóbal, condenado por el TSJ en una actuación considerada anticonstitucional.
  • La aplicación de tácticas de guerrilla para las protestas con tinte violento que se observan en zonas de Caracas, San Antonio de los Altos, Valencia, Barquisimeto, Puerto Ordaz, Mérida parecen que buscan agotar a los soldados a cargo del orden público, generar desconcierto e incitar un mayor caos.
  • Todo indica que a Diosdado Cabello lo tienen en la mira y al atacarlo lo podrían obligar a irse a la defensiva. Hasta la Fiscal Luisa Ortega Díaz afirma que los diputados no se remueven, como pretendió hacerlo Cabello con María Corina Machado. Pero además su nombre circula internacionalmente por la demanda introducida contra los “bolichicos” de Derwick en Estados Unidos. Luce como si le estuvieran mostrando los dientes
  • La real situación económica que no terminan de informar. Esta semana, el 1 de abril, según anunciaron voceros oficiales, empieza el racionamiento en la venta de alimentos en las redes públicas.
Acerca de politikomreal (546 Artículos)
Somos periodistas, venezolanos, apasionados por la información. Nos encuentras en @PolitikomReal y en @LuzmelyReyes

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s